Hoy es Viernes 24 de Marzo de 2017
Grullas en Sierra de Gata
Las grullas, un visitante muy querido en Extremadura
Grullas en el Pantano de Borbollón.
  • Publicado: 06/11/2015 19:52
  • por: extremadura.com / Marta Climent
  • 841

Durante unos pocos meses del año las grullas vienen a la región a descansar y a reponer fuerzas tras un largo periodo por el norte de Europa.

Otoño e invierno son las únicas épocas del año en las que podemos disfrutar en Extremadura de un espectáculo único. Durante unos pocos meses las grullas vienen a la región a descansar y a reponer fuerzas tras un largo periodo por el norte de Europa.

Dentro del programa de actividades que se han ofrecido en la Sierra de Gata para vivir el otoño en Extremadura de un modo diferente, se han organizado diversas salidas para poder participar en esta enriquecedora vivencia.

Mañana sábado, día 7 de noviembre, tiene lugar una ruta en 4x4 para conocer mejor a estas aves tan queridas por los extremeños.  La ruta tendrá lugar en La Moheda de Gata, donde las grullas comen y vuelan tranquilas para el deleite de los que quieran observarlas.

Esta actividad se viene realizando de unos años para acá y cuenta con dos ofertas diferentes. Por un lado se puede avistar a las grullas cuando van al dormidero. En esta actividad, el grupo que se reúne para compartir este momento va equipado con prismáticos y del resto de material necesario para poder aprovechar esta experiencia al máximo.

José María Hernández García, guía turístico de misierradegata.com, nos explica que las grullas vuelan al pantano de Borbollón a dormir porque cumple con todos los requisitos que estas aves necesitan para tener un plácido descanso. “Las aves tienen que dormir con las patas metidas dentro del agua, lo que utilizan como mecanismo de defensa si detectan algún movimiento, que en el agua se percibe enseguida”, asegura José María.

La segunda actividad que se ofrece para admirar a estos visitantes es la ruta en 4x4, que tiene lugar en La Moheda de Gata. Es en esta experiencia cuando se conoce realmente la vida de las grullas, sus costumbres y por qué son tan queridas en Extremadura.

Para tener un contexto, José María incide en que las grullas han sido siempre el indicador para saber cuándo llegaba el invierno “no había entonces ni relojes y los vecinos sabían que cuando llegaban las grullas quería decir que llegaba el frío”.

Esta actividad está destinada principalmente a las familias, ya que se quiere inculcar a los más pequeños el cariño y el respeto que estas aves merecen. “Las grullas no son malas, hay que cuidarlas mucho para que sigan viniendo año tras año e incluso los ganaderos están de acuerdo ya que, como cuando vienen es invierno no afectan a las siembras”, argumentaba José María.

La grulla es un animal migratorio que despierta ternura allá por donde pasa. En su largo viaje alrededor del mundo, en donde recorre Europa, Asia y algunos puntos de África, es tratada con respeto y mucho mimo para que las generaciones venideras puedan seguir contando que un día asistieron al espectáculo de ver pasar a las grullas por su ciudad, o por la ciudad que decidieron visitar para poderlas conocer.