Hoy es Sábado 22 de Julio de 2017
Educación
Los cargos de director y asesor de los CPR se limitan a ocho años, según la orden publicada por la Consejería de Educación y Empleo
  • Publicado: 21/06/2016 13:16
  • por: extremadura.com
  • 386

Este martes ha entrado en vigor la orden, publicada ayer en el Diario Oficial de Extremadura (DOE), que regula el procedimiento para el nombramiento, renovación y cese de los directores y asesores de Formación Permanente de los Centros de Profesores y Recursos (CPR) de Extremadura. Esta nueva normativa limita a un máximo de ocho años el desempeño de los cargos de director y asesor en los mismos.

La nueva orden deroga la anterior, de 3 de julio de 2013,  y establece, no obstante, que los directores y asesores docentes cesados tras el cumplimiento de sus ocho años de mandato, podrán volver a optar a las plazas convocadas después de pasar dos años en el ejercicio de la docencia directa, con los alumnos, en centros docentes.

Los asesores podrán optar a las plazas de director convocadas. En este caso el periodo máximo de permanencia entre ambos cargos será de doce años, tras los que no podrán aspirar de nuevo a una dirección o asesoría hasta que transcurra un período de dos años de docencia en centros educativos.

Los actuales directores y asesores de los CPR, que fueron nombrados de acuerdo a la orden de 3 de julio de 2013, cesarán en sus cargos el próximo 31 de julio, pero podrán presentarse en la próxima convocatoria y, con efecto exclusivo para el curso 2016-2017, podrán optar entre ser evaluados y nombrados mediante los procedimientos y con los efectos contemplados en dicha orden, o los contemplados en la nueva que entra en vigor hoy.

Próximamente, la Consejería de Educación y Empleo publicará en el DOE las resoluciones de convocatoria pública para el acceso a los puestos vacantes de directores y asesores de los CPR, puestos que serán relacionados en las respectivas resoluciones.

Los docentes aspirantes a alguno de los puestos de director o asesor deberán presentar y defender un proyecto, en una primera fase, mientras que, en una segunda fase del procedimiento de selección, se valorarán los méritos académicos y profesionales.