• 249
  • 0
  • 1
  • 0
  • 0

SOBRE ANFITRIÓN DE MOLIÉRE:

¿Qué son las redes sociales, tan en boga hoy en día, más que un desesperado intento por observarnos desde fuera, darle forma a nuestro propio ser y mostrarnos (con filtros) al mundo y, por extensión, a nosotros mismos? ¿Necesitamos vernos para creernos? ¿Somos víctimas de nuestra propia imagen y semejanza? Quizá sí. Pero, tranquilos, tampoco es nada nuevo.

Todo esto ya lo sabía Molière desde mucho antes que Instagram nos atrapara en sus seductores brazos. Por eso rescató el divertido enredo inventado por Plauto siglos antes y reescribió, con todo su talento, Anfitrión, una historia de seres duplicados que viven la asombrosa paradoja de verse de piel hacia fuera.

Ahora nosotros volvemos a retomar el asunto, nos lanzamos a poner en pie una función que mezcla lo divino y lo humano, las pasiones y los odios, las infidelidades y los deseos, las risas y algún que otro sentimiento con el sano propósito de entretener. Pasen y vean, el mayor espectáculo del mundo va a comenzar. Claro que, quizá, en la pista, se encuentren a sí mismos, ¿están preparados?

 

REPARTO

Pepón Nieto
Toni Acosta
Fele Martínez
Paco Tous
Daniel Muriel
María Ordóñez

CUADRO ARTÍSTICO TÉCNICO

Movimiento escénico: Chevy Mudaray
Diseño de iluminación: José Manuel Guerra
Música original: Julio Awad
Diseño de vestuario: Paola Torres
Diseño de escenografía: Curt Allen Wilmer (aapee), Leticia Gañan y Emilio Valenzuela
Dirección: Juan Carlos Rubio

Una producción del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida y Mixtolobo