Hoy es Jueves 25 de Mayo de 2017
Del fuego al papel
Eustaquio Blanco alma de El Figón recibe un homenaje en forma de libro
  • Publicado: 18/06/2015 18:41
  • por: redacción
  • 511

El chef cacereño Eustaquio Blanco fue el alma mater de El Figón durante muchos años y uno de los cocineros extremeños con más proyección en España gracias a su maestría en los fogones y a que supo ver el potencial de la cocina tradicional de la región. Todo ello se refleja en el libro ‘Eustaquio Blanco. La cocina extremeña. De la tradición a la modernidad’, que se ha presentado en el restaurante de Cáceres al que da nombre.

 

El libro, obra del periodista José María Ortiz y diseñada por Javier Remedios, cuenta toda la trayectoria del cocinero cacereño desde su nacimiento, en el número 50 de la calle Fuentenueva, hasta su fallecimiento a los 70 años cuando había conseguido hacer realidad uno de sus grandes sueños: abrir un nuevo restaurante con su propio nombre.

Los textos están ilustrados con numerosas fotografías de Eustaquio Blanco y su familia, así como algunas de las dedicatorias que le hicieron visitantes ilustres del restaurante como el dibujante Mingote o el famoso cocinero Karlos Arguiñano. El prólogo del libro está firmado por el cocinero cacereño José Pizarro, que triunfa en Londres donde tiene dos restaurantes abiertos, y que recuerda que la presencia de Eustaquio Blanco ha sido una constante en su vida y una de las figuras que le sirvió de inspiración.

RECETAS DE UN MAESTRO DE LOS FOGONES

La segunda parte del libro recoge 70 recetas, una por cada año de vida, con las especialidades del cocinero como las migas al estilo pastor, la sopa de ajo, las patatas a la importancia, las croquetas de Torta del Casar o el frite de cordero.

El consejero en funciones de Fomento y Turismo, Víctor del Moral, que ha asistido a la presentación del libro, ha recordado cómo descubrió su cocina cuando en la década de los 90 visitó El Figón y probó las perdices al modo de Alcántara que cocinaba Eustaquio Blanco, un plato en el que se “apreciaba el esfuerzo y el cariño con el que aderezaba sus guisos, empeñado en renovar la cocina tradicional extremeña, pero sin perder por ello ni un ápice de su esencia, más bien al contrario”.

Para Víctor del Moral, el chef cacereño ha sido y será siempre un referente de la cocina extremeña, un maestro de los fogones “porque su legado de recetas y su trato humano marcarán siempre el camino de la honestidad en la cocina de nuestra tierra”. En ese sentido, ha reiterado que Eustaquio Blanco es uno de los padres de la gastronomía extremeña contemporánea y que gracias a profesionales como él se ha conseguido que Cáceres sea en 2015 Capital Española de la Gastronomía.

Aunque el cocinero ya obtuvo en vida algunos reconocimientos como la Medalla de Extremadura, para el consejero de Turismo es de justicia rendirle tributo y un homenaje en este año tan especial para Cáceres y para la gastronomía extremeña. Por ello, desde el Gobierno de Extremadura se ha apoyado la publicación del libro, como uno de los actos del programa de la Capitalidad.

CAPITAL GASTRONÓMICA Y TURISMO

Víctor del Moral ha aprovechado para recordar que desde el nombramiento de Cáceres como capital gastronómica el número de visitantes ha aumentado de forma importante como indican las últimas cifras del Observatorio Turístico de Extremadura.

Según esos datos, la ciudad de Cáceres ha recibido 107.920 viajeros durante los cinco primeros meses de 2015, lo que supone 27,3% más que en el mismo periodo del año anterior. Por su parte, las pernoctaciones se han incrementado en un 17,6%, al alcanzar las 172.217 entre enero y mayo de este año. A nivel regional, Extremadura recibió 706.878 viajeros, lo que supone un 8,4% más que el año anterior, que realizaron 1,2 millones de pernoctaciones, lo que también se traduce en un incremento del 8,2%.

Gracias a estas positivas cifras, el grado de ocupación media durante este periodo en los alojamientos turísticos cacereños ha subido casi dos puntos porcentuales, del 36,6% de 2014 al 38,25% de 2015.