Hoy es Viernes 23 de Febrero de 2024
Campo
Irene de Miguel insta a la Junta “a tomar medidas para solucionar parte de los problemas del campo”
  • Publicado: 08/02/2024 16:43
  • por: extremadura.com
  • 109

La portavoz de Unidas por Extremadura le ha pedido a la Consejera de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Sostenible que “apueste decididamente por quienes viven en nuestros pueblos, apueste por la ganaderia y agricultura familiar”.

La portavoz de Unidas por Extremadura, Irene de Miguel, le ha preguntado este jueves en el Pleno de la Asamblea a la Consejera de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Sostenible, Mercedes Morán, “qué medidas va a poner en marcha la Junta de Extremadura para apoyar a la agricultura y a la ganadería social y familiar en Extremadura”.

De Miguel ha comenzado su exposición parafraseando a Feijóo, en una de las frases que le dijo al Presidente Pedro Sánchez: “El problema de los agricultores no está solo en Bruselas también está en su bancada”, señalando que “usted como Consejera de Agricultura y Ganadería tiene competencias para solucionar parte de los problemas del campo”.

La portavoz le ha instado a la Consejera a que deje de “engañar a los agricultores y echar balones fuera como si usted no pudiera poner en marcha medidas que beneficien directamente al sector”, y ha señalado que “dice que el sector se manifiesta por lo que ustedes llevan reclamando al Ministerio un tiempo, un cambio en la PAC, pero si cogemos el manifiesto de las organizaciones agrarias más representativas hay cuestiones que están en su mano y que no hemos visto mover ni un dedo para cambiarlas”.

Irene de Miguel ha advertido que “ninguna solicitud de incorporación de jóvenes debe quedarse sin realizarse por falta de presupuesto”, y le instado a la Consejera a “frenar la especulación y la compra de tierra que están realizando los fondos de inversión y agentes fuera del sector agrario; facilitar, mediante mecanismos voluntarios, el acceso a la tierra a los jóvenes y nuevos agricultores, así como a aquellos que tienen una base territorial inferior a la media de su sector productor; debe replantearse la instalación de energías renovables en terrenos agrarios; y también reforzar la Ley de Cadena Alimentaria para conseguir su máxima aplicación”.

Por todo ello, De Miguel le ha preguntado retóricamente a la Consejera si “no tiene competencias para hacer cumplir lo que exigen las organizaciones agrarias”, y le ha echado en cara que “se empeña en hacerle el juego al agronegocio y a las multinacionales de agroquímicos, diciendo que el problema es la normativa ambiental”.

La portavoz ha explicado que “estamos inmersos en una emergencia climática donde los primeros que la sufren son nuestros ganaderos y agricultores, por lo no que parece razonable exigir que se elimine una PAC que intenta mitigar el cambio climático hacia modelos más sostenibles”, criticando que “se debe exigir mayor compromiso ambiental a los grandes propietarios, a los fondos de inversión… pero esto nunca se lo oigo decir. Nunca le he oído priorizar a la agricultura y ganadería familiar y social señora Morán y necesitan medidas especificas para poder compartir en igualdad de condiciones”.

De Miguel ha denunciado que “el modelo de agricultura que ustedes han defendido durante décadas dependiente de insumos químicos y derivados del petroleo ha quebrado. Lo estamos viendo con nuestros propios ojos. Y en vez de ayudar al modelo familiar y social, priorizándolo en todas las políticas, garantizando precios justos y relevo generacional, ustedes utilizan la cortina de humo de las normativas ambientales que su eliminación solo beneficia a la uberización que está llevándose a cabo en el campo”, y ha finalizado instándole a la Consejera a que “apueste decididamente por quienes viven en nuestros pueblos, apueste por la ganadería y agricultura familiar”.

NUEVO REGADÍO EN TIERRA DE BARROS

Irene de Miguel ha hablado también sobre el proyecto de regadío en Tierra de Barros para responder a la comparecencia del Consejero con competencias sobre ello, Ignacio Higuero. De Miguel ha señalado que “lo que usted ha venido a decir en parte viene a confirmar lo que desde mi grupo venimos años denunciando: que el regadío en Tierra de Barros ha sido y es un engaño para los agricultores”, definiéndolo como “un proyecto que está fuera de la realidad ante la escasez de agua que vivimos y que solo hipotecaría más a nuestros agricultores, haciendo más difícil aún el relevo generacional, y derivando en que al final quienes se quedarían en Tierra de Barros son los fondos de inversión y aquellos agentes que están viniendo de fuera del sector agrario, acaparando la tierra y expulsando a la agricultura familiar”.

De Miguel ha pedido “analizar la carta del Comisario Europeo entre todos, porque usted dice que sigue defendiendo la viabilidad del proyecto”. Además le ha preguntado al Consejero “si ha certificado que el PDR que se envío a Bruselas no contenía ninguna referencia al regadío de Tierra de Barros porque el que está colgado en la web de la Junta sí aparece”, señalando que “ese es el primer engaño”. Además, ha advertido que “las dudas siguen estando en la Comisión, las mismas que en 2021, con lo cual aquí no se ha aclarado nada. Se ha ido a Europa a defender un proyecto que la Comisión Europea sigue diciendo que no cumple la normativa ambiental, y muestra que incumple el derecho de la Unión Europea en materia de aguas, porque aumenta el estrés hídrico de una cuenta deficitaria como la del Guadiana, donde se quiere extraer a día de hoy de un embalse que está al 12 por ciento, poniendo en riesgo no solo el regadío sino también el abastecimiento de ciudades como Mérida, Almendralejo o muchos municipios”.

También ha subrayado que “se incumple la protección de la naturaleza, ya que son tres zonas ZEPA de la 'Red Natura 2000' y dos áreas de importancia para la conservación de las aves”, señalando que “la Comisión insiste en el incumplimiento del derecho de la Unión en cuatro de los siete párrafos que tiene la carta, diciendo que hay que cumplir la ley. Es más que evidente el mensaje que nos quiere trasladar el comisario. Además alerta de que la Comisión puede tomar medidas drásticas ante cualquier proyecto que incumpla el derecho de la Unión Europea”.

Por ello, De Miguel ha señalado que “estamos ante un Valdecañas 2.0”, y le ha preguntado al Consejero “si ha cambiado algo este proyecto desde 2021, cuando se recibió esa carta, para ahora cumplir con el derecho de la Unión Europea, ¿se ha modificado algo ahora el proyecto? ¿De dónde vamos a traer el agua para no causar estrés hídrico en la cuenca del Guadiana? ¿Es cierto que se comenzaron a ejecutar expropiaciones sin tener el visto bueno de la Comisión Europea? ¿A cuánto ascenderá el coste que van a tener que pagar los regantes si la solución es la que ustedes plantean de bombear agua del Guadiana o de la presa de Montijo? Porque eso no es gratis, existe el principio de recuperación de costes y los regantes tienen que recuperar el coste de esas infraestructuras. Eso va a recaer en las familias agricultoras de Tierra de Barros”.

Además, la portavoz ha advertido de que “la propia declaración de impacto ambiental de la Junta de Extremadura dice que solo es viable con el mantenimiento de la PAC cuando sabemos que certezas no nos da”.

Por todo ello, De Miguel ha advertido de que “va a suponer el acaparamiento de aguas y tierras por parte de agentes externos a la actividad agraria, suponiendo que el relevo generacional sea mucho más complicado para los agricultores de Tierra de Barros”. En contraposición ha abogado por “invertir todo el dinero de este proyecto en fortalecer el cooperativismo, la comercialización o en abrir nuevos nichos de mercado y no en tener que pedir destilaciones de emergencia, pero vamos a regar para producir más, un sinsentido”.

Por último, Irene de Miguel ha advertido a PP y Vox “que detrás de ustedes vendrán otros que abrirán los cajones y estaría bien que estuvieran limpios, y sobre todo, limpios de mentiras”.

POLÍTICA AGRÍCOLA COMÚN

Por último, Irene de Miguel ha intervenido en el turno de réplica ante la Propuesta de Impulso del Partido Popular acerca de la modificación de la Política Agrícola Común para denunciar que “el PP compra el discurso más populista de la extrema derecha sobre la normativa ambiental y esa malvada y diabólica Agenda 2030, que nadie se ha leído”, señalando con sarcasmo que “los problemas del campo vienen de ahí, no son estructurales, no llevan arrastrándose décadas y no llevan organizaciones avisando de esta crisis agraria que se iba a dar cuando explotara este modelo”.

Al contrario, Irene de Miguel ha señalado “que me parece insultante esta propuesta porque quien ha aprobado esta PAC ha sido el Partido Popular europeo que tiene mayoría en el Europarlamento, y los señores de Vox, también. Además, ustedes han votado a favor de todos los tratados de libre comercio aprobados en Europa, junto con el PSOE. Vox no ha votado ninguno, porque lo de trabajar en el Europarlamento no es lo suyo. No han sido capaces de votar en contra de ninguno”.

De Miguel ha afirmado que “es una utopía pensar que podemos seguir produciendo como llevamos haciéndolo décadas en medio de un marco de emergencia climática, por lo que defender la rebaja de la normativa medioambiental o rebajar los controles sobre las nuevas técnicas genómicas no beneficia a los agricultores que están en Zafra sufriendo palos, sino a la agroindustria, a las multinacionales como Monsanto o Bayern, a esos es a los que está usted beneficiando con esas posturas, que se van a hacer de oro con la normativa que impide bajar el nivel de pesticidas, además de poner en peligro nuestra salud y la del medio”.

La portavoz ha continuado afirmando que “no parece razonable eliminar las medidas que pretenden mitigar el cambio climático cuando es precisamente el cambio climático quien está asfixiando al sector primario”. De Miguel ha apostado por “modular los compromisos ambientales: hay que exigir mucho más a los grandes, a los grandes latifundios, al agronegocio y a los fondos de inversión”, abogando además por “acompañar al sector en estas transformaciones”.